Limpieza y decorado en hoteles; elementos decisivos

Revista Èvoque

Pin It

Volvemos a Decoración-Interiorismo para hablaros de la importancia del decorado y la limpieza en hoteles. A menudo, en este blog desarrollamos aspectos relacionados con el decorado interior de los hogares sin tener en cuenta otros tipos de inmuebles. Es de sobra conocida la repercusión que tiene la decoración en edificios utilizados por clientes externos como los hoteles, y por eso hoy hablaremos sobre ello.

Limpieza en habitaciones de hotel

Si hay un espacio interior cuyo decorado está evaluado al detalle de forma continua es el de los hoteles. A lo largo del año pueden llegar a pasar por él cientos e incluso miles de clientes, y el decorado del mobiliario, así como su limpieza, son un factor determinante en la satisfacción final del cliente.

En la actualidad, los hoteles se han decantado por un decorado interior con colores vivos y adornos cuidados al detalle pero sin perder la seriedad y sobriedad. Aunque el decorado puede variar en función de la modalidad de hotel (de playa, urbano, rural, etc.), por lo general es habitual reconocer un estilo dinámico y romántico que huye de lo convencional pero sin perder la armonía. Se utilizan elementos decoradores menos comunes en hogares para dotarle de originalidad y comodidad y crear sensación de recuerdo en el cliente. Además, en los últimos años han aumentado los hoteles cuya decoración interior gira en torno a una temática en concreto. Hoteles con habitaciones decoradas con imágenes de superhéroes, animales, plantas, ciudades o personajes famosos, entre otros, se han convertido en una característica de atracción para algunos clientes.

Sin embargo, como edificio cuyo fin es el alojamiento y disfrute de la persona hospedada, la innovación en la decoración no puede estar reñida con la comodidad del mobiliario y la funcionalidad de los elementos. En concreto en las habitaciones, área en la cual más tiempo pasará el huésped, es esencial incluir zonas para el almacenamiento, bien iluminadas, ventanas y persianas ajustables, lamparas y mesas de estudio y camas y cojines para todo tipo de clientes.

Por último, y siguiendo con el área de habitaciones, es imprescindible destacar la importancia del blanco. No existe un hotel de éxito cuyo servicio de lavandería, interno o externo, no trabaje a destajo para la inmaculada limpieza de sábanas, juegos de baño, cortinas, etc. De hecho, tal es la importancia de la limpieza y el blanco en las habitaciones de hotel, que se ha extendido el reconocimiento del ‘blanco hotel’ como sinónimo de impoluto e impecable.

Sin duda, a todos nos agrada una decoración interior cuidada, con elementos renovados y modernos y con la limpieza como símbolo reconocible, preferencias que se acentúan en un hotel.

Revista Èvoque

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *